Actividades económicas

Romanizacion-Actividades-Economicas-B
Introducción
Negocio es la negación del ocio (nec-otium), es decir, el trabajo y la actividad económica. La más extendida en la Hispania romana era la agricultura representada por algunos aperos, pero sobre todo con las prensas para obtener el vino y el aceite y los recipientes para su conservación y transporte como ánforas y grandes tinajas o dolios. Pero en las ciudades también se desarrollaba una actividad artesanal para dar cobertura a las necesidades de productos manufacturados: talleres textiles, de hueso, de metales, de vidrio, y, sobre todo, de cerámica. En esta producción La Rioja destacó en la elaboración de piezas de vajilla de terra sigillata, que desde su centro de Tritium Magallum, la actual Tricio, suministró durante los siglos I y II d. C. a las mejores mesas de todos los rincones del Imperio.
Piezas Destacadas